Ideas para convertir a tu empresa en una mundialista del clima organizacional

Ideas para convertir a tu empresa en una mundialista del clima organizacional

Después de varios intentos, lágrimas y sueños que se quedaron al borde de ser cumplidos, nuestra Selección Nacional de Fútbol clasificó a la Copa del Mundo. Un torneo que levanta pasiones y une a millones de personas cada cuatro año en torno a un balón. En este contexto, no quedan dudas de que el debut mundialista de Panamá está generando una ola de emociones, que deben ser canalizadas adecuadamente, no solo por la fanaticada, sino por las empresas.

Un estudio de ManpowerGroup señala que cuatro de cada 10 empresas considera que el Mundial de Fútbol puede ser un factor que afecte su rendimiento. Mientras que la consultora Watch & Act, prevé que el torneo podría reducir la productividad de las empresas en más de 60%, apuntado al aumento del absentismo como la principal causa de esta caída.

En Panamá, distintas organizaciones gremiales han dado su opinión al respecto, conscientes del impacto para la operación de las empresas. La Cámara de Comercio, Industrias y Agricultura de Panamá, por ejemplo, invitó a sus miembros a buscar “formas creativas y flexibles” que permitieran a los colaboradores seguir los partidos de fútbol “sin afectar la productividad y el desempeño de las empresas”.

Hay que tener claro que no existe una única fórmula para mantener a los colaboradores conectados con sus responsabilidades mientras disfrutan de la Copa del Mundo. Varía en función del sector en el que opere la empresa, y, sobre todo, de su cultura organizacional. Por ejemplo, una compañía que ya maneja políticas de flexibilidad en cuanto a horarios de entrada o salida de la oficina, encontrará soluciones de forma más rápida y efectiva, que una compañía que nunca ha desarrollado políticas de este tipo.

Por eso, sea cual sea la fórmula que la empresa decida aplicar, es clave encontrar un equilibrio entre la satisfacción del equipo de trabajo y su rendimiento durante el torneo deportivo. En este sentido, es importante que las empresas aprovechen el cambio de rutina para:

  • Incentivar la inclusión y el compañerismo. Debemos crear espacios especiales para que, tanto fanáticos como no fanáticos, compartan un momento agradable con compañeros de distintas áreas de la empresa, y conozcan más de sus intereses personales. Este tipo de espacios suelen generar un ambiente de camaradería y cohesión en los equipos.
  •  Abrir espacios para generar mayor conexión con los líderes de la empresa. Humanizar a los líderes empresariales es una tendencia cada vez más común en las organizaciones. La cita mundialista puede servir de marco para que los colaboradores conozcan más sobre las preferencias deportivas de sus jefes, sus ídolos deportivos y en quiénes se han inspirado durante su trayectoria personal y profesional.
  • Crear sentido de pertenencia hacia la organización. Un colaborador feliz suele ser un colaborador más productivo a la hora de alcanzar los objetivos organizacionales. A veces gestos sencillos, como crear decoraciones especiales o alargar las horas de almuerzo para ver los partidos de fútbol, pueden generar mayor nivel de compromiso que una campaña de comunicación.

Los efectos positivos que se pueden generar en el clima organizacional, a través de eventos como el Mundial de Fútbol, no deben ser pasados por alto. Aprovechemos la oportunidad para crear un buen ambiente y aumentar el compromiso de los equipos con nuestras organizaciones

Artículo por:

Bruno Basile, director de Comunicación de Sumarse, la organización que impulsa la Responsabilidad Social Empresarial (RSE) en Panamá